LA OTRA CARA DEL MUNDIAL

Mario E. Fumero

BRASIL MATANZAEl mundial de Brasil es uno de los eventos más visto en el mundo. En muchos países, como en Honduras, la gente se entrega ciegamente a tal eventos, descuidando otras necesidades y muchas oficinas del gobierno se paralizan. No cabe duda, el futbol enloquece al mundo y anestesia las conciencia de otras realidades existentes y terribles.

Aparentemente Brasil presenta una imagen atractiva para el turista. Miles de personas de todo el mundo asisten al mundial. Allí están las cámaras de televisión de las cadenas más importante del mundo, y por medio de ellas millones veremos los majestuosos estadios construidos, pero ignoraremos lo que se esconde detrás de ello. No veremos la otra cara de la realidad del campeonato mundial de fútbol.

¿Qué ocurrirá cuando termine el mundial? ¿Qué precio ha tenido que pagar Brasil para ser sede de este evento? ¿Habrán visto los periodistas y visitantes la otra cara del mundial, la que no ve en el estadio? Hasta ahora se ha sabido ocultar muy bien el alto precio en dinero y sangre que ha tenido que pagar el pobre pueblo brasileño para que se llevara a cabo este evento.

Brasil ha gastado más recursos en los preparativos del evento, que lo que ha invertido para resolver los cruciales problemas que confronta esta nación entre los pobres. El país está en grave crisis económica debido al endeudamiento en el cual ha incurrido el gobierno, para cubrir los costo en la construcción de los Estadios. Días antes del mundial, Brasil estaba convulsionada, el pueblo protestaba, porque el gobierno gastaba más de lo debido, y se decía que existía una corrupción galopante justificada por el campeonato de futbol. El gobierno estaba comprometido en cumplir las demandas de la FIFA, y el estado descuido otras necesidades sociales de la clases desposeídas.

Sin embargo, lo peor de todo fue la matanza y represión que ha sufrido los barrios marginados o “chabolas”. Muchos niños de la calle fueron asesinados, gente humilde fue golpeada, heridas, desalojas la de sus casas, y todo ello para dar una imagen falsa de la realidad nacional. Tristemente los medios de comunicación internacionales han ignorado la cara oculta del campeonato mundial de fútbol, sin embargo, nada hay oculto que no se haga manifiesto, y después que termine el campeonato, saldrá a la luz hechos insólitos de represión y corrupción contra aquellos que por proceder de barrios miserables, han sufrido los efectos de una limpieza social que ha violentado los más elementales derechos humanos.

Ahora todo es color de rosa, pero después encontraremos las espinas, y se revelaran las injusticias cometidas para satisfacer los deseos de los fanáticos, que como en la época de los circos Romanos, iban al coliseo para divertirse y de esa formar, el emperador distraía al pueblo de la terrible realidad de corrupción que existía dentro del imperio, solo que en esta ocasión, para alimentar el circo, fueron los cristianos los mártires expiatorio de la corrupción, porque con pan y circo se anestesiaban la conciencia de la gente.

mariofumero@hotmail.com

http://www.contralaapostasia.com

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en Brasil. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.