REFLEXIONES PARA HOY, EN PALABRAS: ATADOS POR EL CRÉDITO

Mario E. Fumero

Proverbio_22:7 El rico domina a los pobres, Y el deudor es esclavo del acreedor.

Vivimos en un mundo donde el crédito fácil se ha convertido en la ratonera en la cual muchos cristianos quedan atrapados. ¿Por qué nos endeudamos? Porque deseamos vivir más allá de nuestras posibilidades, entonces, conociendo Satanás nuestro nuestra codicia, nos lleva a desear tener lo que económicamente no podemos pagar. Lo triste es que este espíritu de endeudamiento, que afecta a las naciones y gente del mundo secular, hoy priva en las iglesias evangélicas, debido a la proclama de una seudo doctrina diabólica llamada “la teología de la prosperidad” y la cual es en realidad “la teología de la ambición”.

Bien dice el proverbio, que cuando caemos en la deuda, nos hacemos esclavos del acreedor. Satanás pone en nuestros corazones el deseo de tener, y muchas veces, caeremos en la tentación del crédito fácil. Esta tendencia que nace de la ambición, cuando nos atrapa, crea muchos conflictos emocionales, familiares e incluso físicos, porqué cuando una persona es responsable y cristiana de verdad, al tener compromisos que no puede cumplir, pierde la paz, se afana, y angustia, cayendo en depresión. Si la persona es un cristiano mediocre, entonces caería en descredito y en lazos del diablo (1 Timoteo 3:7).

La palabra de Dios nos ordena enfáticamente que no debamos a nadie nada (Romanos 13:7-8), y que paguemos lo que debemos, porque cuando eres deudor, no solo sufre el peligro del descredito, sino que pierdes el sueño y paz, y todo por satisfacer los deseos de la carne, porque “teniendo sustento y abrigo debe protestar contento” (1 Timoteo 6:8).

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en Crèdito, Mario Fumero, Reflexiones en Palabras. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s