Del Libro: Los Fundamentos de la Profecía Bíblica – Lección 3

Las Variedades de la Profecía

Hecho: Dios usó una gran variedad de personas, métodos y estilos literarios para comunicar Su Palabra Profética.

Escritura Clave: “Dios, habiendo hablado muchas veces y de muchas maneras en otro tiempo a los padres por los profetas, en estos postreros días nos ha hablado por el Hijo, a quien constituyó heredero de todo, y por quien asimismo hizo el universo” (Hebreos 1:1-2).

Dios Ama la Variedad

Dios creó más de 10,000 especies de aves, más de 31,500 especies de peces, más de 287,600 especies de plantas y más de 1,250,000 especies de animales. También creó muchas diferentes razas, naciones, idiomas, culturas, formas de tierra, elementos químicos. Su amor por la variedad se refleja en los tipos de personas y las formas de comunicación que usó para expresar Su Palabra Profética. 

LOS PROFETAS

Variaban desde un agricultor sin educación, Amós; a poetas sofisticados como Isaías; desde voceros renuentes como Jonás, a hombres de gran valor como Daniel, y desde el poco conocido Joel hasta personalidades famosas como el Rey David. Algunos, como Zacarías, eran muy jóvenes, mientras que otros, como Hageo, eran ancianos.

LAS FUENTES

La mayoría de los profetas confiaba en revelaciones directas — “Así dice el Señor”. Otros recibieron sus percepciones a través de sueños y visiones. Algunos, como Oseas y Jonás, simplemente registraron sus experiencias.

LOS ESTILOS

Los profetas escritoires recurrieron a una gran variedad de formas escritas. Algunos, como Ezequiel, Daniel, Hageo, y los profetas del Nuevo Testamento, usaron principalmente un estilo de prosas. Otros, como David, Isaías, Joel y Miqueas, expresaron sus ideas en forma poética. Y luego están los predicadores cuyos libros son principalmente recopilaciones de sermones — profetas como Jeremías, Amós, y Zacarías.

OTRAS FORMAS DE EXPRESIÓN

Además de los profetas escritores, hubo profetas orales que no escribieron algo en absoluto. Sabemos acerca de ellos debido a que otros escribieron sobres sus revelaciones, pronunciamientos y hazañas. Elías y su sucesor, Eliseo, caen en esta categoría.

Algunas veces, Dios hablaría a un profeta oral o a un profeta escritor y les diría que dejaran de hablar y escribir, y que se concentraran, en cambio, en comunicarse a través de la actuación.

Y luego está lo que se llama “profecía simbólica” o “profecía en tipo”. Esto ocurre cuando la vida de una persona, o un evento histórico, o incluso un objeto inanimado son simbólicos de algo que va a suceder en el futuro.

PROFETAS ORALES

En general, los profetas orales son menos conocidos que quienes escribieron los libros proféticos de la Biblia. Y sin embargo, el profeta más grande que jamás haya vivido fue un profeta oral — Jesús de Nazaret. Los únicos escritos de Jesús que existen son Sus siete cartas a las siete iglesias de Asia, registradas por Juan en Apocalipsis 2 y 3. La mayor parte de las profecías de Jesús, como Su Discurso de los Olivos (Mateo 24, Marcos 13 y Lucas 21), fueron registradas en forma escrita por Sus discípulos.

Sólo unos pocos profetas orales son mencionados en el Nuevo Testamento — como las cuatro hijas de Felipe (Hechos 21:8-9) y Agabo, el profeta que aconsejó a Pablo (Hechos 21:10-11).

Pero el Antiguo Testamento está lleno de profetas orales. Está Natán, quien confrontó a David (2 Samuel 12); Micaías, quien vio al Señor sentado en Su trono (1 Reyes 22); Ahías, quien condenó a Jeroboam (1 Reyes 14); Ananías, el falso profeta que habló contra Jeremías (Jeremías 28); y muchos otros profetas innombrables como el “hombre de Dios de Judá” que profetizó el nacimiento de Josías (1 Reyes 13).

PROFETAS ACTORES

Dios a menudo usó el drama para llamar la atención de la gente. Por ejemplo, Él le dijo a Isaías que anduviera descalzo y desnudo durante 3 años (Isaías 20:2-3). Sí, ¡Isaías fue el exhibicionista original! El mensaje era gráfico y claro: arrepiéntanse o serán desnudados como Isaías.

A Jeremías se le dijo que usara un yugo de bueyes en su cuello, para enfatizar el mensaje de Dios de que el Rey Sedequías debería someterse a Nabucodonosor (Jeremías 27).

Ezequiel fue llamado a actuar muchas veces. En una ocasión, el Señor le dijo que empacara todas sus maletas y que las llevara alrededor de Jerusalén a la vista del pueblo, como una señal de que si no se arrepentían, Dios los enviaría al exilio (Ezequiel 12:1-6).

En otra ocasión, ¡Dios le ordenó a Ezequiel que jugara en un montón de arena! Dios le dijo que rotulara un ladrillo, “Jerusalén”, y que construyera rampas de tierra alrededor del ladrillo para ilustrar el venidero asedio de la ciudad, si el pueblo no se arrepentía (Ezequiel 4:1-3).

El mejor actor de todos, el que sin duda ganaría el Óscar profético por el mejor desempeño, fue el profeta Oseas.

Dios le dijo a este predicador justo que buscara una prostituta y que se casara con ella. Oseas hizo lo que Dios dijo. Luego, ella lo abandonó y volvió a sus caminos pecaminosos. Dios le dijo a Oseas que la encontrara y que pagara lo que fuera necesario para redimirla de la prostitución.

El mensaje era que Israel era como esa prostituta cuando Dios eligió a la nación como Su Pueblo Escogido. No fueron elegidos por su belleza, o sabiduría o rectitud. No tenían ningún mérito propio. Fueron elegidos por gracia. Además, el mensaje era que — al igual que la esposa de Oseas — Israel había sido infiel a Dios, andando tras dioses extraños. Y, como Oseas, el corazón de Dios estaba roto.

Sin embargo, como Oseas, Dios estaba dispuesto a perdonar y olvidar y pagar el precio de la redención en nombre de Israel, tal como está dispuesto a hacerlo por nosotros hoy. Y así, la historia de Oseas es la historia del Evangelio.

PROFECÍA SIMBÓLICA

La comprensión de los tipos proféticos es esencial para entender el Antiguo Testamento. Jesús se puede encontrar en casi todas las páginas del Antiguo Testamento, si sabes cómo buscarlo. Él está allí simbólicamente en tipos. Buscarlo y hallarlo en estos tipos hace que el Antiguo Testamento cobre vida. Ésta es probablemente la clase de enseñanza especial que Jesús les dio a Sus discípulos durante los 40 días entre Su resurrección y Su ascensión (Lucas 24:45).

Hay tres clases de tipos proféticos: 1) vidas individuales, 2) eventos históricos y 3) objetos inanimados.

1) PERSONAS SIMBÓLICAS

Casi todas las personas importantes en el Antiguo Testamento son tipos de Cristo en el sentido de que algunos eventos en sus vidas profetizaron cosas que le sucederían a Jesús.

Tome a José por ejemplo. Fue rechazado por sus hermanos. Fue dejado por muerto, pero fue “resucitado” del pozo en el que había sido lanzado. Tomó a una novia gentil y luego redimió a sus hermanos de su hambruna.

Del mismo modo, Jesús fue rechazado por sus hermanos (los judíos), experimentó la muerte y resurrección, ahora está tomando a una Novia gentil (la Iglesia), y pronto regresará para salvar a un remanente de Sus hermanos de su hambre espiritual.

2) EVENTOS SIMBÓLICOS

La historia de la nación judía es la historia de Jesús en tipo profético. Los hijos de Israel nacieron en Canaán, migraron a Egipto, atravesaron el Mar Rojo (el bautismo de Moisés), soportaron las pruebas en el desierto, y luego entraron a la Tierra Prometido.

Del mismo modo, Jesús nació en Canaán, fue llevado a Egipto, surgió públicamente en Su bautismo, soportó las tentaciones en el desierto, y dirigió el camino al Cielo.

3) OBJETOS SIMBÓLICOS

Incluso objetos inanimados como el Tabernáculo de Moisés y la túnica del Sumo Sacerdote son tipos proféticos que apuntan a Jesús.

Considere el Arca del Pacto. Todo sobre ella era un símbolo del Mesías. Estaba hecha de madera, lo que indica que el Mesías sería humano. Estaba cubierta de oro, lo que significa que el Mesías sería divino. Contenía tres objetos — las tablas de piedra, una olla de maná y la vara de Aarón que floreció. Las tablas significaban que el Mesías tendría la ley de Dios en Su corazón. El maná significaba que el Mesías sería el Pan de Vida. La vara con flores era una profecía de que el Mesías resucitaría de entre los muertos.

La tapa del arca se llamaba Propiciatorio. Tenía un ángel dorado en cada extremo. Los ángeles se miraban entre sí y sus alas se cernían sobre la tapa. Una vez al año el Sumo Sacerdote rociaba sangre sobre el Propiciatorio y tenía comunión con la gloria Shejiná de Dios, que se cernía sobre los ángeles.

El Propiciatorio apuntaba al hecho de que, a través de la obra del Mesías, la misericordia de Dios cubriría la Ley. La sangre presagiaba el hecho de que el Mesías tendría que derramar Su propia sangre para expiar nuestros pecados.

Jesús cumplió todos los tipos proféticos del Arca. Él era Dios en la carne (Juan 10:30). Él tenía la Ley en Su corazón (Mateo 5:17). Él se declaró a Sí mismo como el “Pan de Vida” (Juan 6:35). Él derramó Su sangre en la Cruz y fue resucitado con poder, expiando nuestros pecados y cubriendo la Ley con la Gracia (Romanos 3:21-26).

UNA EXHORTACIÓN

Lea la Biblia con una actitud de buscar siempre a Jesús. Él está allí en casi todas las páginas, esperando que lo descubras en los símbolos y tipos.

Ora por la guía del Espíritu Santo mientras lees, y recuerda Apocalipsis 19:10 — “El testimonio de Jesús es el espíritu de la profecía”.

PREGUNTAS

1) Estudie la tabla de las Fiestas Judías. Observe cómo cada fiesta es de naturaleza profética, ya sea sobre la vida de Jesús o el futuro de la Iglesia

  1. a) ¿Cuáles ya se han cumplido? ________________________________________________
  2. b) ¿Cuáles deben aún cumplirse? ________________________________________________

2) Lea el breve libro de Jonás.

  1. a) ¿Cómo es profético en referencia a la vida de Jesús?

__________________________________________________________________________

  1. b) Confirme su respuesta con una cita de Jesús en el Nuevo Testamento:

__________________________________________________________________________

3) Lea Ezequiel 22:1-12 y 25-31. Estos versículos contienen acusación del pueblo de Judá y Jerusalén. ¿Qué pecados enumerados allí se pueden encontrar en nuestra nación?

_______________________________________________________________________

______________________________________________________________________

4) Lea Ezequiel 24:15-24, donde Dios le pide a Ezequiel que haga algo muy extraño y antinatural. ¿Cuál es el mensaje que él actúa?

____________________________________________________________

____________________________________________________________

5) Lea 1 Reyes 22:1-28. Observe qué profetas orales son mencionados en estos versículos y cómo difieren sus mensajes._____________________________________________________

______________________________________________________________________

 

 

 

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en David R. Reagan, Profecia. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.