LOS CINCO SOLOS DOCTRINALES.

Biblia  1Allen, R. Michael (2010) (en inglés). Reformed Theology . Simmonds, Gemma (2008). <<Doctrine and Ecclesiology>>.

Cinco solas es la denominación conjunta para cinco frases en latín que surgieron durante la Reforma Protestante y resumen las creencias teológicas básicas de los reformadores o protestantes que entraban en contraposición con la doctrina católica.

La palabra latina sola significa en español “solo” o “solamente”. Las cinco solas expresaban cinco creencias fundamentales, que los reformadores entendían como pilares esenciales para la vida y práctica cristianas. Todas y cada una de las solas rechazaban o se oponían explícitamente a prácticas y doctrinas extendidas a comienzos del siglo XVI en la cristiandad latina y que los reformadores criticaban, atribuyéndolas a la usurpación de competencias, atributos o cualidades por la jerarquía eclesiástica de la Iglesia católica romana, y especialmente por su cabeza, el Papa; y que en realidad correspondían, o bien únicamente a Dios, o bien a todos los cristianos (sacerdocio universal).

SOLA SCRIPTURA (“solo por medio de la Escritura”)

Sola scriptura enseña que solo la Biblia es la palabra de Dios autoritativa e inspirada, es decir, la única fuente de doctrina cristiana, y que es accesible para todos, es decir, que es capaz de ser entendida con claridad, y se puede auto-interpretar por medio de ella misma. El decir que la Biblia no necesita interpretación fuera de ella misma es una idea que se opone directamente a las enseñanzas tradicionales de la Iglesia ortodoxa, las antiguas iglesias orientales ortodoxas, la Iglesia copta, el anglo-catolicismo y la Iglesia católica, las cuales enseñan que la Biblia sólo puede ser interpretada fielmente por medio de la tradición apostólica; estando ésta representada para la tradición Católico-romana por el Magisterio (que es la autoridad de enseñanza que tienen los obispos en unión con el Papa). A Sola scriptura a veces se le llama el principio formal de la Reforma, puesto que es la fuente y norma para el principio material, Sola fide.

SOLA FIDE. ( Solamente por fe). Sola fide es la enseñanza que dice que la justificación (interpretada en la teología protestante como “ser declarado justo por Dios”, y se asume que significa “salvación”) se recibe sólo por la fe, sin ninguna mezcla ni necesidad de buenas obras, aunque en la teología protestante clásica, la fe salvadora siempre se evidencia por las buenas obras. Algunos protestantes ven esta doctrina resumida con la fórmula “la fe produce justificación y buenas obras” y contrastada con la fórmula católico-romana “fe y buenas obras producen justificación”.

SOLA GRATIA (“solo por la gracia”)

Sola gratia es la doctrina que sostiene que la salvación viene sólo por la gracia divina o gracia de Dios; es decir, por un “favor inmerecido”, no como algo que el pecador haya conseguido por sus propios méritos.

 

SOLUS CHRISTUS O SOLO CHRISTO (“solo Cristo” o “solo a través de Cristo”)

SOLUS CHRISTUS enseña que Jesucristo es el único mediador entre Dios y el hombre, y que no hay salvación por medio de ningún otro.

El caso de los practicantes del luteranismo clásico es especial ya que, al mismo tiempo que rechazan cualquier otro mediador entre Dios y el hombre, continúan honrando la memoria de la Virgen María y otros santos ejemplares.

SOLO DEO GLORIA (“la gloria solo para Dios”). Soli Deo gloria enseña que toda la gloria es sólo para Dios, puesto que la salvación sólo se lleva a cabo a través de su voluntad y acción; no sólo el don de la redención todo-suficiente de Jesús en la cruz, sino también el don de la fe en esa redención, creada en el corazón del creyente por el Espíritu Santo.

 

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en Doctrina. Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a LOS CINCO SOLOS DOCTRINALES.

  1. Lector dijo:

    El día de reposo es una señal del pacto hecho entre Dios y los hijos de Israel solamente. El pueblo cristiano no está obligado a guardarlo, pues está reservado única y exclusivamente para los judíos.
    2 Habló además Jehová a Moisés, diciendo:
    13 Tú hablarás a los hijos de Israel, diciendo: En verdad vosotros [¡los hijos de Israel!] guardaréis mis días de reposo; porque es señal entre mí y vosotros [¡los hijos de Israel!] por vuestras generaciones, para que sepáis que yo soy Jehová que os santifico.
    14 Así que guardaréis el día de reposo, porque santo es a vosotros [¡los hijos de Israel!]; el que lo profanare, de cierto morirá; porque cualquiera que hiciere obra alguna en él, aquella persona será cortada de en medio de su pueblo.
    15 Seis días se trabajará, mas el día séptimo es día de reposo consagrado a Jehová; cualquiera [¡de los hijos de Israel!] que trabaje en el día de reposo, ciertamente morirá.
    16 Guardarán, pues, el día de reposo los hijos de Israel [¡los hijos de Israel!], celebrándolo por sus generaciones por pacto perpetuo [¡es un pacto con los hijos de Israel!].
    17 Señal es para siempre entre mí y los hijos de Israel [¡los hijos de Israel!]; porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, y en el séptimo día cesó y reposó. [Exod 31.12-17]

    Recordemos el alboroto que se creó en los tiempos de los apóstoles a propósito de los intentos de algunos discípulos de judaizar a los nuevos creyentes de proveniencia gentil. Los judaizantes en ese entonces, dentro de circuncidarse y guardar toda la ley de Moisés, mandaban también la guarda del día de reposo. Este conflicto que se generó fue intento a tal grado que Pablo reprendió con severidad a Pedro por intentar judaizar a los cristianos no judíos y vio en necesidad a los apóstoles de organizar ell concilio de Jerusalén (Hch 15), en donde se adoptaron los mandatos que habrían de ser predicados en las naciones gentiles:
    “15:28 Porque ha parecido bien al Espíritu Santo, y a nosotros, no imponeros ninguna carga más que estas cosas necesarias:
    15:29 que os abstengáis de lo sacrificado a ídolos, de sangre, de ahogado y de fornicación; de las cuales cosas si os guardareis, bien haréis. Pasadlo bien.” Hch 15: 28,29

    ¿Acaso si el día de reposo hubiese sido tan importante para ellos, no nos lo habrían dicho desde un principio?
    La cuestión de la Trinidad, entendemos que no fue producto de la tradición predicada por los apóstoles, sino que viene implícitamente señalada dentro de la Escritura misma. Existe una gran cantidad de pasajes que nos describen a Dios como una unidad perfecta de tres personas distintas, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.
    http://www.miapic.com/la-trinidad

    Concluimos pues que para nosotros la tradición no está por encima de la Escritura, es una obligación del cristiano analizar toda enseñanza a la luz de la Palabra de Dios y lo demás vendrá por revelación del Espíritu Santo, el cual no enseña nada que esté fuera de lo que está escrito.

    Saludos

  2. Alejandro Engler dijo:

    Estimado “elqueoye”, que espero tambien entienda, y el Señor le abra los ojos.

    Ha leido el evangelio segun San Juan? puede Ud. dudar de la trinidad despues de una honesta y meditada lectura del evangelio?

    No es capaz de ver al Padre trabajando con el Hijo y con el Espiritu Santo?

    de que sabado o domingo me habla? de guardar que dia? todos mis dias y mis minutos son del Señor, domingo culto general, sabado culto de jovenes, martes discipulado, miercoles ayuno y oracion, y se puede cambiar cualquier dia, sacar, poner, agregar, buscando cualquier momento para compartir con los hermanos en Cristo, en un local, en las casas, con sencillez de corazon, compartiendo el pan.

    y visitando a los huerfanos, a los enfermos y a las viudas, en el horario y dia que podamos, no llevandole citas de libros, sino el amor y el consuelo de nuestro Señor.

    Que le parece mi propuesta? y si tenemos hambre buscaremos espigas, sin fijarnos que dia de la semana es.

    Cristo es nuestra libertad, nuestra guia, nuestro todo, los 7 dias de la semana.

  3. Lector dijo:

    Haciéndo énfasis en el principio de SOLA FIDE (por gracia sois salvos)

    El sistema de Leyes del Antiguo Testamento requiere que se guarde el Sabbat o Días de Reposo como un todo del sistema moral, legal y sacrificial por el cual el pueblo Judío satisfacía los requisitos de Dios para la conducta, el gobierno y el perdón de pecados. El Sabbat o Días de Reposo fue parte de la Ley en ese sentido. Para poder “permanecer” en el favor de Dios, también se debía guardar el Sabbat, si éste no era guardado, la persona se encontraría entonces en pecado y debía ser castigada. (Lv 20:2; Nm 35:31; Dt 13:1-9; Ez 18:4; Ro 6:23).

    Pero debido a la expiación de Jesús, ya no se nos pide que mantengamos la Ley como un medio para nuestra justificación ya que los requerimientos de la Ley fueron cumplidos en su totalidad por Cristo y en Cristo. Ahora, nosotros descansamos de la Ley y no tenemos “Sabbat” o “Días de Reposo” en forma permanente.
    Dentro del Nuevo Testamento existe amplia evidencia de que el Séptimo Día o el Sabbat (o Días de Reposo) no es más un requisito.

    “Uno hace diferencia entre día y día; otro juzga iguales todos los días. Cada uno esté plenamente convencido en su propia mente. 6El que hace caso del día, lo hace para el Señor; y el que no hace caso del día, para el Señor no lo hace. El que come, para el Señor come, porque da gracias a Dios; y el que no come, para el Señor no come, y da gracias a Dios.” (Ro 14:5-6).

    Vale la pena estudiar cuidadosamente toda la sección en Romanos 14:1-12. Las instrucciones aquí son la de que los individuos deben estar convencidos en sus propias mentes acerca de cual día ellos guardarán para el Señor. Si el Sabbat (o Días de Reposo) fue un requisito, entonces la elección no sería del hombre sino de Dios. Para mí, este versículo es suficiente para responder la pregunta más allá de toda duda. Aún más Colosenses 2:16-17 dice:

    “Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, o en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo, 17todo lo cual es sombra de lo que ha de venir; pero el cuerpo es de Cristo.”

    Note la secuencia de tiempo que se menciona en Colosenses 2:16-17. Un festival se celebra anualmente; una luna nueva es mensual; un Sabbat puede ser semanalmente o puede sucederse cualquier otro día de la semana. Así que si alguien lo está juzgando debido a que Usted adora en el séptimo día, ellos están equivocados. De igual manera, si Usted considera el Domingo sobre el Sábado (Ro 14:5-6), todo lo que necesita hacer es estar convencido en su propia mente de que está en lo correcto.
    La Trinidad es un solo Dios que existe simultáneamente en tres personas. Cada una es igual, poderosa y eterna con el otro. Cada persona, Padre, Hijo y Espíritu Santo no es la otra; si faltara uno de los tres, no habría Dios; todos comprenden el mismo Dios.
    Analogía de la Trinidad: Por ejemplo, con el tiempo, el pasado es distinto del presente, el cual es distinto del futuro. Cada uno es simultáneo; aún así, no hay tres “tiempos” sino uno sólo. Esto es, todos comparten la misma naturaleza: el tiempo.
    Versículos de la Trinidad
    Mt 28:19: “Por tanto, vayan y hagan discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.”
    1 Co 12:4-6: “Ahora bien, hay diversos dones, pero un mismo Espíritu. 5Y hay variedades de ministerios y el mismo Señor. 6Y hay variedades de funciones, pero el mismo Dios, el cual trabaja todas las cosas en todas las personas.”
    2 Co 13:14: “La gracia del Señor Jesucristo, y el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo, sea con todos ustedes.”

    Respuestas a las objeciones acerca de la Trinidad

    La Palabra Trinidad no está en la Biblia
    Sólo porque la palabra Trinidad no se encuentra en la Biblia no significa que el concepto no esté implícito en ésta. La palabra monoteísmo no se encuentra en la Biblia y sin embargo la Biblia lo enseña. (Is 43:10; 44: 6, 8). Por lo tanto su crítica no es válida.
    La Trinidad es ilógica
    ¿Cuál es la ley de la lógica que la doctrina de la Trinidad viola? Si Usted no puede decirme, entonces su declaración no tiene sentido. Decir que es ilógica, no significa que lo sea.
    La Trinidad es pagana
    Decir que es pagana no significa nada. La pregunta es si es bíblica o no. ¿Existen versículos que muestran que el P., el H., y el E.S. son Dios, cada uno existe, cada uno tiene voluntad, cada uno ama, etc.? Sí. Existen versículos que sostienen la Trinidad.
    El P., el H., y el E.S. cada uno de ellos es llamado Dios: P.: Fil 1:2, H.: Jn 1: 1, 14; Col 2:9, E.S.: Hch 5:3-4. Cada uno tiene una voluntad: P.: Lc 22:42, H.: Lc 22:42, E.S.: 1 Co 12:11. Cada uno de ellos conoce: P.: 1 Jn 3:20, H.: 16:30; 21:17, E.S.: 1 Co 2:10-11, etc.
    Con relación al Padre, Hijo y Espíritu Santo cada uno tiene una voluntad: P.: Lc 22:42, H.: Lc 22:42, E.S.: 1 Co 12:11. Cada uno habla: P.: Mt 3:17, H.: Lc 5:20, E.S.: Hch 8:29; 13:2.
    La Trinidad viene de las trinidades paganas
    No existen trinidades en la teología pagana. Existen tríadas (tres dioses), pero no trinidades. (un Dios en tres personas). Por lo tanto su declaración es inadecuada.
    La Biblia no dice que Dios es tres
    Esto es correcto. Pero la Trinidad es una doctrina a la cual se llega sistemáticamente (mirando toda la Escritura), no un sólo versículo. Por lo tanto, su queja está mal dirigida y muestra que Usted no entiende la Trinidad.
    Muéstreme un versículo en la Biblia que diga que Dios es tres personas
    La doctrina de la Trinidad llega sistemáticamente, cuando mira toda la Escritura, no por un solo versículo; por lo tanto, no encontrará un solo versículo que mencione esa sola palabra. Esto demuestra que Usted no conoce la Trinidad, por lo tanto, no hubiera hecho la pregunta.

  4. Lector dijo:

    “Cuando yo comparezca delante de mi Creador será Su Palabra la que me juzgue”

    Corríjame si me equivoco, pero aquí veo que su intención no es ser justificado por la fé en Jesús, sino por las obras de la ley (la cual es una enseñanza de Roma, fe + obras = justificación). Recuerde que escrito está:

    “ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.” Ro 3:20

    Los que creemos en Jesús, seremos justificados también por nuestra fe:

    “Pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios, testificada por la ley y por los profetas;
    la justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los que creen en él. Porque no hay diferencia,
    por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios,
    siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús,” Ro 3:21-24

    Más eso significa que podemos pasar por alto la ley?, de ninguna manera:

    “¿Luego por la fe invalidamos la ley? En ninguna manera, sino que confirmamos la ley.” Ro 3:31
    “¿Qué, pues, diremos? ¿Perseveraremos en el pecado para que la gracia abunde?
    En ninguna manera. Porque los que hemos muerto al pecado, ¿cómo viviremos aún en él?
    Porque el pecado no se enseñoreará de vosotros; pues no estáis bajo la ley, sino bajo la gracia.
    ¿Qué, pues? ¿Pecaremos, porque no estamos bajo la ley, sino bajo la gracia? En ninguna manera. ” Ro 6:1,2;14,15

    Porque Jesús no vino a invalidar la ley, sino a cumplirla:

    “No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para cumplir.
    Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará
    de la ley, hasta que todo se haya cumplido.” Mt 5:17,18

    Más quien cumplió (nótese el tiempo pasado) TODA LA LEY sino SOLO CRISTO?

    Con frecuencia es discutido que si Jesús no “abrogó” la ley, entonces aún debe ser obligatoria. De acuerdo a ello, sus componentes tales como guardar el Sabbath aún deben estar vigentes, tal vez junto con otros muchos elementos de la Ley de Moisés. Esta suposición está basada en un malentendido de las palabras y la intención de este pasaje. Cristo no estaba sugiriendo aquí que la naturaleza obligatoria de la ley de Moisés permanecería vigente para siempre. Tal visión sería contraria a todo lo que aprendemos de la armonía del Nuevo Testamento registrado en Romanos 10:4; Gálatas 3:23-25 y Efesios 2:15.

    Consideremos los siguientes puntos.

    La palabra traducida como “abrogar” o “abolir” tiene un especial significado en este estudio. Es traducción del término griego kataluo, que literalmente significa “derribar” La palabra se encuentra diez y siete veces en el Nuevo Testamento. Es usada cuando se habla por ejemplo de la destrucción del templo judío por los romanos (Mateo 26:61; 27:40; Hechos 6:14), y de la desintegración del cuerpo humano cuando muere (2 Corintios 5:1). El término puede llevar el extenso significado de “derrocar” ej. “inutilizar, privar del éxito.” En el griego clásico, se usaba en relación con las instituciones, leyes, etc., para transmitir la idea de “invalidar.”

    Es especialmente importante notar cómo es usada esta palabra en Mateo 5:17. En este contexto, “abrogar” es usado como lo opuesto a “cumplir.” “Cristo vino …. no para abrogar, sino para cumplir” El significado es este: Jesús no vino a este mundo con el propósito de actuar como un oponente de la ley. Su objetivo no era evitar su cumplimiento. Más bien, Él la respetaba, la amaba, la obedecía, y llevó a cabo su cumplimiento. Él cumplió las leyes proféticas pronunciadas con respecto a Él mismo (Lucas 24:44). Cristo cumplió con las demandas de la ley mosaica la cual ordena una obediencia perfecta, si no, se aplica una “maldición” (ver Gálatas 3:10, 13). En este sentido, el divino diseño de la ley siempre tendrá un efecto duradero. Siempre realizará el propósito para lo cual fue otorgada.

    Sin embargo, si la ley de Moisés tuviera la misma relación con el hombre en la actualidad, en términos de su condición permanente, como la tenía antes de que Cristo viniera, entonces no fue cumplida y Jesús fracasó en lo que vino “a cumplir.” Por otra parte, si el Señor cumplió con lo que vino a realizar, entonces la ley ya fue cumplida, y ya no es hoy una institución legal permanente. Más aún, si la ley de Moisés no fue cumplida por Cristo, y por lo tanto permanece como la imposición de un sistema legal para el presente, entonces no es obligatoria solo parcialmente. Más bien, es un sistema totalmente obligatorio. Jesús dijo claramente que “ni una tilde” (representativa de las marcas más pequeñas de la escritura hebrea) pasaría hasta que todo fuera cumplido. Consecuentemente, nada de la ley estaba destinada a fracasar hasta que hubiera cumplido totalmente su propósito. Jesús cumplió la ley. Jesús cumplió toda la ley. No podemos decir que Jesús cumplió con el sistema de sacrificios, pero que no cumplió con los otros aspectos de la ley. O Jesús cumplió con toda la ley, o no lo hizo. Lo que significó la muerte de Jesús para el sistema del sacrificio, también lo fue para los otros aspectos de la ley.

    De manera que podemos justamente decir (gracias a la bendita misericordia infinita de nuestro Dios y su gran amor con que nos amó) que:

    “Concluimos, pues, que el hombre es justificado por fe sin las obras de la ley.” Ro 3:28

    Escrito está. Dios les bendiga grandemente.

  5. Dionisio M. dijo:

    Aparentemente elqueoye NO ESTÁ OYENDO BIEN (que el Señor permita que se quite el velo de tu entendimiento de forma completa…)

    La cita que damos continuación (que por cierto es del antiguo pacto para que dejen de renegar erróneamente) lo deja ENTREVER bien claro, lo que es el concepto de la perfecta Trinidad o Tri-unidad Divina. Y fue el mismo Jesús (Yeshúa) quien lo dijo por medio del profeta Isaías:

    12. OYEME, Jacob, y tú, Israel, a quien llamé: Yo mismo, yo el primero, yo también el postrero.
    13. Mi mano fundó también la tierra, y mi mano derecha midió los cielos con el palmo; al llamarlos yo, comparecieron juntamente.
    14. Juntaos todos vosotros, y oíd. ¿Quién hay entre ellos que anuncie estas cosas? Aquel a quien Jehová amó ejecutará su voluntad en Babilonia, y su brazo estará sobre los caldeos.
    15. Yo, yo hablé, y le llamé y le traje; por tanto, será prosperado su camino.
    16. Acercaos a mí, oíd esto: desde el principio no hablé en secreto; desde que eso se hizo, allí estaba yo; y ahora me envió JEHOVÁ EL SEÑOR, Y SU ESPÍRITU. (Isaías 48:12-16) (Reina-Valera 1960)

    Como hemos visto, esta escritura en ninguna manera pude ser refutada en cuanto al concepto de la Trinidad o Tri-unidad Divina.

    NOTA: Para indagar de forma más profunda desde el punto de vista “judío-convertido”, se recomienda leer el artículo “La Tri-Unidad de Dios” (http://www.yeshuashemi.org/LatriunidaddeDios.html)

    Shalom,
    Dionisio M.

  6. fidel lazo dijo:

    ¿Dónde quedó el Espíritu Santo para “Lector” y el espíritu santo para “elqueoye”??? porque según el principio protestante de “sola escritura” aquí les está “mostrando” diferente interpretación de la Sagrada Escritura, ¿o será que a “Lector” se lo dice “Jesús” y a “elqueoye” se lo dice Yahshua???? ………

    • Lector dijo:

      Bueno, a lo que quiero llegar aquí es que no debemos poner toda nuestra esperanza en hacer un cumplimiento exacto de los 10 mandamientos, porque bien claro lo dice Cristo que ninguno los ha cumplido todos ni los llegará a cumplir jamás, porque debido a nuestra naturaleza caída, el ser humano nació siendo pecador y sólo la gracia salvífica de nuestro Señor Jesucristo nos puede restaurar, perdonarnos y hacernos hijos del Padre.

      “¿No os dio Moisés la ley, y ninguno de vosotros cumple la ley? ¿Por qué procuráis matarme?” Jn 7:19

      Aquí bien nos dice que ninguno ha cumplido la ley, de manera que bien podemos guardar el día de reposo como nos dice, no matar, no robar, etc… y pensar que cumplimos los 10 mandamientos al pie de la letra cuando de verdad mentimos, adulteramos en nuestro corazón, codiciamos los placeres y los bienes pasajeros de este mundo, entonces no estamos guardando todos los mandamientos y por ello en el día del juicio, el Señor nos va a echar en cara nuestra hipocresía, porque de haber sido otra historia y si fuésemos perfectos en el cumplimiento de los mandamientos, cuando el Señor dijo a los fariseos que pretendían apedrear a la mujer sorprendida en adulterio, le habrían llovido piedras:
      “El que de vosotros esté sin pecado sea el primero en arrojar la piedra contra ella.” Jn 8:7

      Lo que nos da esperanza es precisamente que en Cristo se dió el cumplimiento de toda la ley, de manera que para nosotros que antes estábamos destinados a estar eternamente separados del Creador, ahora hemos sido hechos cercanos por su gracia:

      “aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos),” Ef 2:5

      Porque Cristo también es hombre, nacido de mujer virgen, y cuando murió, no se derramó cualquier sangre de hombre pecador, sino la sangre del varón perfecto, sin mancha, aquél en el que todos los mandamientos del Padre se cumplieron al pie de la letra y que es el sacrificio perfecto, agradable y acepto ante el Padre, que se dio una sola vez y para siempre para justificación de todo aquél que cree en su nombre.

      “porque el fin de la ley es Cristo, para justicia a todo aquel que cree.” Ro 10:4

      De manera que ningún hombre se salvará por un cumplimiento “perfecto” (según los criterios de los hombres) de los 10 mandamientos y esto es lo que bien debemos de entender.

      “ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.” Ro 3:20

      Y ojo, aquí no queremos decir que los mandamientos de la ley no tienen validez todavía, sino que son ellos los que nos llevan a Cristo, y es en Cristo cuando viene entonces la fe, la gracia:

      “De manera que la ley ha sido nuestro ayo, para llevarnos a Cristo, a fin de que fuésemos justificados por la fe.
      Pero venida la fe, ya no estamos bajo ayo,” Ga 3:24,25

      Y es Cristo el que nos ha quitado el yugo de la ley de nuestras espaldas y nos ha dado mandamientos más sencillos, más simples, porque bien nos dice “llevad mi yugo sobre vosotros, porque mi yugo es fácil y ligera mi carga” Mt 11:29,30, “Porque este mandamiento que yo te ordeno hoy no es demasiado difícil para ti, ni está lejos.” De 30:11, “Porque cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón. Esta es la palabra de fe que predicamos:
      que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo.” Ro 10:8,9

      Esto nos lo dice todo y creo pues que aquí está todo, más no olvidemos las palabras del Maestro:

      “Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente.
      Este es el primero y grande mandamiento.
      Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.
      De estos dos mandamientos depende toda la ley y los profetas.” Mt 22:37-40

      De manera que si cumplimos tan sólo estos dos mandamientos y creemos que por la fe en Cristo seremos salvos y no por nuestros méritos ni nuestras obras, permaneceremos en su amor. Aquí esta la plenitud de la ley y su cénit en Cristo y sólo en ÉL.

      Saludos.

  7. fidel lazo dijo:

    “elqueoye”, para empezar no es “mi juego de palabras” como usted lo menciona, solo estoy citando de sus propias palabras de comentarios anteriores, tanto de usted como de “Lector”, en segundo lugar: usted dice que “no es correcto traducir los nombres” ahora con la misma seguridad que usted lo dice yo le pregunto: ¿porqué?, será por eso que tanto usted como “Lector” no se presentan con su nombre??? yo en lo personal me llamo Fidel Lazo Mtz. como me presento, y que como Cristiano que sigue a Jesucristo trato de hacer lo que Él nos dijo: “digan sí cuando es sí y no cuando es no, lo demás viene del maligno”….. la Verdad se dice en la Luz y sobre todo en la oscuridad…… y en tercer lugar usted es un mesiánico aunque no lo reconozca, nosotros los Cristianos aceptamos al pueblo judío, nuestros hermanos mayores, los respetamos pero de ahí a tomar sus palabras como “última palabra” para aceptar hay mucho trecho, Lo mismo quiso hacer el Apóstol Pedro y Pablo lo reprendió porque nosotros pertenecemos a la Nueva Alianza culminada en la Cruz del Calvario y sellada con la Sangre del Cordero de Dios, somos el Nuevo Pueblo de Dios y para finalizar solamente recordarle que no solamente a Daniel se la ha cambiado el nombre: de Abrahán a Abraham, de Cefas a Pedro, de Saulo a Paulo y todos con un Propósito Divino.
    Que la Gracia del Señor Jesucristo, el Amor de Dios y la Comunión del Espíritu Santo estén con todos ustedes. Amén. (2 Corintios 13, 13) (Biblia de Jerusalén)

  8. fidel lazo dijo:

    fé de erratas de mi comentario anterior: dice “de Saulo a Paulo”, debería decir: “de Saulo a Pablo”, gracias.

    • Yehonatan Bernal dijo:

      Cierto, no hay nada oculto que no haya de ser revelado. Mi nombre: Yehonatan Bernal García, para servir a Cristo y a todos nuestros hermanos.

  9. fidel lazo mtz. dijo:

    “elqueoye” qué contradicción: usted dice: “se puede defender una posición con respeto a los demás y siendo sincero y consecuente sin mostrar la identidad” o sea que en otras palabras usted está diciendo que “no importa que me presente, siempre que sea sincero conmigo mismo” pero recuerde que la sinceridad no basta, lo más importante es La Verdad, y la Verdad no se esconde detrás de un “seudónimo”, como genuinos Cristianos estamos obligados a decir la Verdad de JESUCRISTO. También usted dice: “con respeto a los demás? dígame en que momento le falté al respeto y si lo hay una gran disculpa porque ésa no es mi intención, pero si no ahora usted es el que está faltando a su propio consejo, echando una mirada a sus comentarios desde el principio usted se la pasa diciendo ” la iglesia de Roma” con sus despectivos comentarios…. y por último un comentario: yo dije que el Pueblo de Israel son nuestros hermanos mayores, nunca hice algún comentario despectivo, sólo recalqué que como Cristianos pertenecemos al “Nuevo Pacto”, somos el “Nuevo Pueblo de Dios” y si usted no entiende la palabra “Nuevo” allá usted y si estoy satisfecho no con “lo que me han contado” como dice usted, sino con la Palabra de Dios, en el NUEVO TESTAMENTO, Amén.
    Que la Gracia del Señor Jesucristo, el Amor de Dios y la Comunión del Espíritu Santo estén con todos ustedes, Amén. (2 Corintios 13,13) (Biblia de Jerusalén)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .