REFLEXIONES PARA HOY, EN PALABRAS: CONFRONTANDO AL LÍDER

Mario E.  Fumero

1 Timoteo 5:19 “Contra un anciano no admita acusación sino con dos o tres testigo

Nadie es infalible en la vida, todo cometemos errores, y todos tenemos el derecho de juzgar, para evitar tanto el engaño, como la manipulación. El apóstol Pablo habla de que no se debe acusar ni confrontar a un anciano sin testigos, y si el líder cometemos un error, hay que exhortarle como a padre, o sea con respeto (1 Timoteo 5:1) porque por más líder que seamos de una iglesia o grupo, no estamos exentos de errores.

Todos podemos cometer errores, y los que nos siguen, y los cuales servimos, tienen el derecho bíblico de llamarnos la atención de acuerdo a los parámetros bíblicos establecidos. Cuando Pablo menciona la palabra “ancianos”, se está refiriendo específicamente a aquellos que gobierna la iglesia, siendo un equivalente a pastores o ministros del evangelio (Hechos 14:23). Ser anciano es equivalente a ser maduro en la fe. El líder que no escuchar los reclamos de su subalterno, refleja una actitud de prepotencia, y automáticamente de se puede convertir en un déspota.

En la Biblia se relata el hecho de que el apóstol Pablo tuvo una confrontación con el apóstol Pedro debido a ciertas actitudes hipócritas de este en relación a su comportamiento con los gentiles, pues a veces mostraba un doble discurso (Gálatas 2:11-14). Si tú pastor se equivoca en lo que enseña o hace ¿Puedo llamarle la atención? Claro que sí, esto es lo correcto, y no murmurar por detrás, lo cual sí es pecado. ¿Y si el pastor por ello, me elimina de la iglesia? Entonces no tenías un pastor, sino un tirano.

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en Mario Fumero, Reflexiones en Palabras, Testigo. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s