LIBRO: LAS PROFECÍAS AHORA – CAPÍTULO 1

PRESENTANDO LAS PROFECÍAS AHORA

Por Bill Salus

Era la 1:59 a.m. de la madrugada del viernes 16 de octubre de 2015, cuando una llamada telefónica me despertó de un sueño. Era un número de teléfono desconocido de un país extranjero. Al principio pensé que era la alarma de mi teléfono, que estaba programada para las 6:30 a.m., para llevar a mis nietos a la escuela esa mañana. Ésta iba a ser una ocasión especial, ya que mi esposa y yo los visitábamos durante las vacaciones.

Cuando extendí la mano para apagar la alarma, noté que estaba completamente apagada y que algo no estaba bien. Cuando miré mi teléfono, vi un número no identificado y pensé: “Ésta no es mi alarma, es un número de teléfono extraño. ¿Quién podría estar llamándome a esta hora tan temprana?”. En los pocos minutos que siguieron, me preguntaba si “el momento inusual y el origen desconocido de la llamada fueron más providenciales que casuales”. Introspectivamente, me pregunté: “¿Me despertó el Señor a propósito?”.

Este razonamiento puede parecerle extraño, considerando el hecho de que me desperté de un sueño profundo y mis facultades mentales estaban lejos de funcionar. Quiero decir, estaba oscuro y ni siquiera había ingerido mi primera taza de café, ¡lo que esencialmente significa que estoy operando en modo “no molestar”!

Sin embargo, fue el sueño lo que me hizo pensar de esta manera. Me dio el ímpetu para levantarme, en lugar de dormir hasta que la alarma sonara a las 6:30 a.m. Reconocí que, si volvía a dormirme, probablemente olvidaría los detalles del sueño. Así que me levanté para orar por el sueño.

Incluso guardé el número de teléfono de la misteriosa persona que llamaba y unos días después devolví la llamada, pero ¿adivinen qué? Era un número equivocado que pertenecía a alguien, en algún lugar de África, que no hablaba ni una palabra de inglés. ¿El error del hombre equivalió a la providencia de Dios en este asunto?1 Creo que la llamada telefónica errante sirvió como una alerta importante para despertarme y ponerme a trabajar en el proyecto Las Profecías AHORA.

En el sueño, me di cuenta de que el Señor me estaba hablando. El mensaje que me dio fue simplemente: “¡Quiero que nombres tu próxima obra, Las Profecías AHORA!”. Había pasado buena parte de 2015 preparando algunos mensajes de enseñanza nuevos, y el enfoque estaba en prepararme para las profecías que parecen estar listas para encontrar su cumplimiento. Por lo tanto, este título fue perfecto, un regalo del cielo.

“Eso es”, me dije a mí mismo dentro del sueño. “Eso es lo que el Señor quiere que haga. Me ha dado el nombre perfecto para mi próximo proyecto”. Aún soñando, me maravillé en un estado dichoso por este mensaje inspirado. A los pocos minutos de mi felicidad, sonó el teléfono y ocurrió todo lo anterior.

Inmediatamente después de dejar a los nietos en la escuela ese día, comencé a escribir “Las profecías AHORA”. Las palabras fluían de mis dedos al teclado como una fuente rebosante de agua. La culminación de mis años de investigación estaba siendo encapsulada en un libro y un DVD fáciles de entender, que estaría disponible para el hogar estadounidense promedio.

Los debates sobre la exactitud de mis discernimientos de las Profecías AHORA ya se han publicado en mis trabajos anteriores. Están disponibles para cualquier lector que desee lograr una comprensión más profunda de estas profecías. Por tanto, no voy a reprobar lo que se ha probado anteriormente, ni a replantear los argumentos que ya he abordado. Este proyecto no tiene la intención de mejorar lo que se reveló anteriormente, sino que existe para informar a las masas sobre los próximos eventos de impacto global; las profecías para las que esta generación necesita prepararse. ¡Las antiguas predicciones que van a suceder AHORA!

ADVERTENCIA: El título y el concepto de este libro se inspiraron en mi sueño. Sin embargo, los detalles y el contenido fueron producto de la investigación bíblica combinada con la oración y las confirmaciones circunstanciales. Usted tendrá que discernir si ésta es una obra inspirada por el Espíritu Santo o no. ¡Creo sinceramente que este libro le proporcionará la información invaluable que necesita saber AHORA!

¿Qué son las Profecías Ahora?

Millones de libros adornan las estanterías de todo el mundo, con todo tipo de información sobre el pasado y el futuro, pero las Profecías Ahora tratan con la información más relevante para esta era presente. Esto se debe a que describen eventos que probablemente encontrarán cumplimiento durante la existencia de esta generación. Es importante comprender toda profecía bíblica no cumplida, pero lo más valioso para cualquier grupo, pasado, presente o futuro, es la información que se proporcionó específicamente a través de las antiguas profecías hebreas para beneficio de esa generación.

Las profecías AHORA son las antiguas predicciones bíblicas no cumplidas que parecen ser inminentes, lo que significa que podrían suceder AHORA. Estas predicciones tienen condiciones previas menores o ninguna que les impida que sucedan.

A Noé se le dio una profecía AHORA acerca de un diluvio mundial venidero. Las profecías AHORA de José trataban de siete años de abundancia, que serían absorbidos por siete años de hambruna en Egipto. El profeta Jeremías advirtió sobre setenta años de desolación en Judá y la correspondiente dispersión judía de Judá durante esos años.

En todos estos casos, fueron las Profecías AHORA las que más beneficiaron a las poblaciones afectadas. ¡Estas predicciones oportunas permitieron a los pueblos de esa época prepararse para los poderosos eventos que los afectaron directamente! Del mismo modo, ¡necesita conocer las predicciones que podrían afectarle AHORA!

¿Cuáles son las Profecías AHORA?

Las Profecías AHORA incluyen, entre otras, los siguientes eventos de impacto global. Ellos son los siguientes:

• Desastre en Irán – (Jeremías 49:34-39),

• Destrucción de Damasco – (Isaías 17; Jer. 49:23-27),

• Derrocamiento de Jordania – (Jer. 49:1-6; Sofonías 2:8-10; Ezequiel 25:14),

• Aterrorización de Egipto – (Isaías 19:1-18),

• Guerra final árabe-israelí – (Salmo 83),

• Decadencia de Estados Unidos (Ezequiel 38:13), (EE.UU. se identifica como los leoncillos de Tarsis)

• Expansión de Israel – (Abdías 1:19-20; Jer. 49: 2; Sofonías 2:9; Isaías 19:18),

• Desaparición de los cristianos – (1 Corintios 15:51-52, 1 Tesalonicenses 4:15-18)

Las Profecías AHORA, PRÓXIMAS y ÚLTIMAS

Hay tres categorías de profecías bíblicas venideras. Ellas son las:

1. Profecías AHORA

2. Profecías PRÓXIMAS

3. Profecías ÚLTIMAS

Las Profecías PRÓXIMAS son aquellas que siguen al cumplimiento de las PROFECÍAS AHORA. En esencia, las AHORA proporcionan el nexo necesario de eventos que allanan el camino para la ejecución de las Profecías PRÓXIMAS. Aunque las Profecías PRÓXIMAS están corriendo rápidamente hacia su cumplimiento, requieren la finalización de las AHORA, para que su escenario se establezca adecuadamente.

Las Profecías ÚLTIMAS todavía tienen importantes condiciones previas que les impiden encontrar su cumplimiento. Encontrarán cumplimiento relativamente pronto, pero las ÚLTIMAS tienen que esperar en la fila detrás de las AHORA y las PRÓXIMAS, para su turno en la línea de tiempo profética.

¿Cuándo sucederán las Profecías AHORA?

Este libro explica que AHORA abarca el período de tiempo que existe entre el establecimiento del Estado judío de Israel, que sucedió en 1948, y el cumplimiento de las profecías de Ezequiel 38 y 39. AHORA es donde la humanidad se encuentra actualmente en la línea de tiempo profética. Existimos entre estos dos eventos descollantes.

Las predicciones de Ezequiel 38 y 39 son eventos épicos. A través de estas profecías, el Señor tiene la intención de notificar al mundo que Él es el único Dios verdadero. Esta importante notificación del Señor es el tema subyacente de este libro.

Estos eventos de Ezequiel parecen estar llegando pronto, pero debido a las sobresalientes condiciones previas descritas en Ezequiel 38:7-13, estas predicciones no deben ser categorizadas como profecías AHORA. Están mejor clasificados como Profecías PRÓXIMAS. Las condiciones previas en Ezequiel 38:7-13 serán eliminadas, sólo después de que concluyan ciertas profecías AHORA. Es por eso que es importante determinar lo que implican las profecías AHORA, porque su cumplimiento fluye hacia Ezequiel 38. y 39.

Si las experiencias de Ezequiel 38 y 39 están a punto de suceder, entonces las profecías AHORA que las preceden, ¡deben encontrar su cumplimiento muy pronto! Sólo el Señor sabe cuándo ocurrirán estas profecías AHORA, pero todas las indicaciones presentes sugieren que deberían ocurrir durante esta generación actual. Dios es clemente, misericordioso y extremadamente paciente, lo que significa que el momento de las profecías AHORA depende en última instancia de Él.

No sabemos cuándo el Señor dará luz verde a las profecías AHORA, pero sí conocemos los detalles de las predicciones. Por lo tanto, es más fácil determinar la secuencia de las profecías AHORA que su tiempo preciso.

Dado que las Profecías AHORA No parecen suceder exactamente al mismo tiempo, las ordené en la secuencia anterior en el orden en que creo que probablemente podrían ocurrir. Colocar estas predicciones en su orden cronológico correcto es, en el mejor de los casos, una conjetura fundamentada. Sin embargo, el hecho de que estas predicciones estén en la categoría AHORA implica que sólo transcurre una cantidad mínima de tiempo entre cada evento. Un episodio AHORA debería hacer que el siguiente le siga con relativa rapidez.

La analogía del dolor de parto se aplica en la secuencia de estos eventos AHORA. Comparado con una mujer que está a punto de convertirse en madre a través del nacimiento de su hijo, ¡las AHORA inician el proceso de eventos que conducen al regreso de Jesucristo en Su Segunda Venida!

A medida que el bebé desciende por el canal del parto, las contracciones de la madre se vuelven más intensas, más frecuentes e imparables. De manera similar, una vez que comienzan las Profecías AHORA, se vuelven más extremas, recurrentes e inevitables.

¿Por qué están sucediendo las Profecías AHORA?

El cumplimiento de las profecías AHORA logra propósitos específicos dentro de los planes proféticos de Dios. El final de cada episodio evidencia que la voluntad del Señor se manifestó dentro y durante todo el evento épico.

Por ejemplo, el Salmo 83 da como resultado el fin del antiguo odio árabe hacia los judíos descrito en Ezequiel 35:5 y 25:15. También prueba que la política exterior gentil del Señor inscrita en Génesis 12:3 permanece efectivamente intacta. Esto se demuestra por la maldición de los árabes del Salmo 83 por querer maldecir a Israel en la guerra profética. Génesis 12:3 promete una maldición sobre aquellos que maldecirían a Israel. Varias otras Escrituras muestran que este pronunciamiento a Abraham se extiende a lo largo de la genealogía de su hijo Isaac y su nieto Jacob, quien en Génesis 32:28 fue rebautizado como Israel.

“Bendeciré a los que te bendigan [a Abraham], 

y a los que te maldigan maldeciré; 

y serán benditas en ti todas las familias de la tierra”.

— Génesis 12:3; énfasis agregado

Resumen

El diccionario Merriam–Webster define la palabra ahora como:

• En el presente,

• En el próximo momento: muy pronto,

• En la situación actual.

AHORA es el momento de prepararse para los eventos predichos que se avecinan. AHORA es el momento de entusiasmarse con lo que el Señor se está preparando para hacer en el futuro cercano. El Creador del universo va a silenciar a sus críticos, utilizando sus poderes sobrenaturales para demostrar Su supremacía sobre la tierra. Las profecías de Ezequiel 38 y 39 proporcionarán el formato perfecto para que el Señor logre esto.

Una audiencia mundial será testigo de una victoria militar sin precedentes, que es humanamente inexplicable, sobre una poderosa coalición de nueve miembros liderada por Rusia, que incluye a Turquía e Irán. Se unirán para conquistar Israel, pero el Señor defenderá milagrosamente la supervivencia del Estado judío moderno. En el proceso, se notificará a las naciones del mundo que el Dios de la Biblia es el único Dios verdadero del universo. Todo esto se explica con gran detalle en las profecías de Ezequiel 38 y 39.

Este libro explora los eventos que suceden entre AHORA y entonces. Saludos cordiales para todos ustedes.

Traducido por Donald Dolmus. Ministerio En Defensa de la Fe

Bill Salus es un expositor de Profecía Bíblica radicado en California, Estados Unidos. Se especializa en explicar la importancia profética de eventos actuales del Medio Oriente y del mundo. Sus artículos han sido publicados en revistas, publicaciones cristianas, y de forma extensa en Internet. Él es el autor de los éxitos de librería, Isralestine, Revelation Road, Psalm 83: The Missing Prophecy y Nuclear Showdown in Iran (prophecydepot.com)

Publicado por Donald Dolmus en 23:58 

Etiquetas: Bill SalusLibro: Las Profecías AHORALibrosMaterial ExclusivoProfecía BíblicaRecursos

Acerca de unidoscontralaapostasia

Este es un espacio para compartir temas relacionados con la apostasia en la cual la Iglesia del Señor esta cayendo estrepitosamente y queremos que los interesados en unirse a este esfuerzo lo manifiesten y asi poder intercambiar por medio de esa pagina temas relación con las tendencias apostatas existentes en nuestro mundo cristiano.
Esta entrada fue publicada en Articulo, Bill Salus, Profecias. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.